Desalojan a maestros disidentes de la Autopista del Sol 

Desalojan a maestros disidentes de la Autopista del Sol 

 

Pedían el apoyo económico de los automovilistas, hay cuatro detenidos  
 
Interacción 
 Chilpancingo, Gro.
 Elementos de la Policía del Estado, habilitados con equipo antimotines desalojaron a maestros disidentes que habían tomado la caseta de Peaje de Palo Blanco para solicitar el apoyo económico de los automovilistas, el saldo hasta el momento es de cuatro detenidos. 
Pasado el mediodía, los integrantes de la Coordinadora Estatal de Trabajadores de la Educación de Guerrero (CETEG) arribaron a la caseta de referencia, ubicada a la altura de la comunidad de Palo Blanco, para solicitar el apoyo de los automovilistas que pasaba con dirección al puerto de Acapulco y la Ciudad de México. 
Desde el lunes 26 de abril, los maestros de tendencia disidente impulsan un movimiento encaminado a reclamar la liberación de por lo menos mil 500 plazas, las que señalan, ya han planteado a la Secretaría de Educación Guerrero (SEG). 
Los integrantes de la CETEG reclaman la instalación de una mesa de trabajo con el titular de la SEG, para efecto de desahogar diferentes puntos que están contenidos en un pliego petitorio. 
Al lugar arribaron elementos de la Policía del Estado, al frente se encontraba el titular de la Secretaría de Seguridad Pública (SSP) David Portillo Menchaca y el subsecretario de Asuntos Políticos del Gobierno estatal, Martín Maldonado del Moral. 
Cuando los policías se desplegaron para iniciar el desalojo, los profesores no aceptaron replegarse hacia los costados, pero conforme se generó el avance apresurado de los uniformados se comenzaron a generar algunos roces que desembocaron en jaloneos, empujones, golpes con los escudos y finalmente hubo cuatro detenidos, dos mujeres y dos varones. 
Cuando se registraban los momentos más álgidos del repliegue, por medio del altavoz un oficial gritaba a los reporteros que permitieran al personal de la SSP realizar su trabajo, aunque los comunicadores se limitaron a documentar gráficamente lo que sucedía. 
La tensión alcanzó al reportero gráfico del periódico El Sur Jesús Guerrero, a quien un policía intentó evitar que captara el momento de una captura, por lo que fue auxiliado por otro comunicador, Juan Blanco del portal Pulso Informativo. 
Al final la situación no pasó a mayores, los maestros disidentes regresaron hacia la capital del estado marchando, molestos por lo sucedido y con el reclamo de que se realice cuanto antes una reunión con la SEG.