Presentan a Padres de los 43, plan  para investigar a policías federales

Presentan a Padres de los 43, plan  para investigar a policías federales

Subsecretario de la SSCP,  Ricardo Mejía

 

** La Comisión Presidencial para la Verdad y el Acceso a la Justicia en el Caso Ayotzinapa (CoVAJ-Ayotzinapa) celebró su segunda sesión extraordinaria

 Agencias
Ciudad de México

El subsecretario de la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana (SSCP), Ricardo Mejía, presentó ante los Padres de los 43  normalistas de Ayotzinapa desaparecidos, un informe de las acciones que se emprenderán para investigar y sancionar a los elementos de la Policía Federal (PF) que pudieron tener participación durante los hechos en Iguala,  del 26 y 27 de septiembre de 2014.
En seguimiento a los acuerdos de la octava reunión ordinaria del pasado 21 de agosto, ayer  la Comisión Presidencial para la Verdad y el Acceso a la Justicia en el Caso Ayotzinapa (CoVAJ-Ayotzinapa) celebró su segunda sesión extraordinaria.
La mesa de trabajo estuvo presidida por el Subsecretario de Derechos Humanos, Población y Migración, Alejandro Encinas Rodríguez, y participaron padres de los jóvenes desaparecidos, así como el Subsecretario de Seguridad Pública, Ricardo Mejía Berdeja, de la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana, y representantes de la Oficina de la Alta Comisionada de Naciones Unidas de Derechos Humanos en México (OACNUDH).
El Subsecretario de Seguridad Pública,  Mejía Berdeja dio cuenta de los avances que hay en la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana para atender los requerimientos de información de la (CoVAJ-Ayotzinapa), e informó de  la creación de un Comité de Seguimiento del caso, a fin de coordinar los esfuerzos respecto a la investigación relativa a acciones y omisiones, de mandos y elementos de la Policía Federal durante los hechos y sus secuelas.
De igual forma, se anunció que el día de hoy, el Presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, se reunirá con los familiares de los estudiantes desaparecidos de la Escuela Normal Rural, Raúl Isidro Burgos, en Palacio Nacional a las 10 horas.
Durante una sesión  Mejía Berdeja  detalló sobre los procedimientos que se han iniciado para colaborar con las investigaciones por estos crímenes.
A su vez, los padres y las madres de los normalistas señalaron que hoy se reunirán con el presidente Andrés Manuel López Obrador, para exigirle “que siga refrendando su compromiso para esclarecer el caso Ayotzinapa, haga lo posible porque se aceleren las líneas de investigación y vayamos un poco más rápido para llegar a la verdad”.
Santiago Aguirre, director del Centro de Derechos Humanos Miguel Agustín Pro Juárez, organización que acompaña a las familias, aseveró que es posible llegar a la verdad de los hechos, siempre y cuando las instituciones del Estado mexicano acompañen los esfuerzos encabezados por el subsecretario de Derechos Humanos de la SG, Alejandro Encinas, al frente de la Comisión para la Verdad.
“Sostenemos que sí es posible llegar a la verdad y esclarecer el paradero de los estudiantes. Alejandro Encinas ha hecho un trabajo muy comprometido, pero para que se llegue a la verdad, el trabajo debe ser más respaldado por el resto del Estado mexicano. Si mañana los padres logran acuerdos (con López Obrador) que significa que este esfuerzo que encabeza Encinas será apoyado por la Fiscalía General de la República (FGR) y las fuerzas armadas, esa esperanza permanecerá abierta”, apuntó.
Indicó que la FGR desatendió algunos procesos legales que permitieron la reciente liberación de Gildardo López Astudillo, El Gil, uno de los presuntos responsables de haber participado en los delitos y a quien se señala como lugarteniente de Guerreros Unidos. “De todas maneras no es fácil el seguimiento a esos procesos porque están basados en hechos que carecían de evidencia científica, que se construyó con violación a los derechos humanos (por la anterior PGR), pero la Fiscalía debió hacer un seguimiento más puntual”.
Dijo que las víctimas y sus representantes legales apelarán la excarcelación de El Gil que se dio el sábado 31 de agosto luego de que un juez federal desestimará más de 80 pruebas en su contra, al considerar que estas fueron obtenidas mediante procesos irregulares entre los que estuvo la tortura en su contra.
Teniendo enfrente al presidente “le diremos lo que sentimos, que vemos que pese a su voluntad no se avanza en las investigaciones y que queremos que ya se tomen con seriedad el caso Ayotzinapa”, señaló doña Cristina Bautista, madre de Benjamín Ascencio Bautista, uno de los normalistas desaparecidos.
Entrevistada tras la sesión de la Comisión, en la que participa, doña Cristina remarcó que están por cumplirse cinco años de la desaparición forzada delos jóvenes y las familias siguen sin saber de ellos.
“Quisiéramos que no llegaran los cinco años. Vemos que este gobierno sí tiene voluntad y no tiene mucho tiempo con las investigaciones, fue paso a paso conformar el equipo. Como madre tengo paciencia, fe y esperanza que pronto llegaremos a la verdad de saber dónde están nuestros hijos”.
Don Emiliano Navarrete, padre de José Ángel Navarrete González, indicó que durante el encuentro que sostendrán este miércoles a partir de las 10 de la mañana con el mandatario en Palacio Nacional, los padres serán firmes en su exigencia de que refrende su compromiso por esclarecer los hechos.
“Llevamos ocho meses de la Comisión que se formó, exigimos más rapidez y saber la verdad. Para nosotros es doloroso que se dé la liberación de muchas personas involucradas en el caso –como recientemente sucedió con Gildardo López Astudillo, El Gil—, vemos una falta de atención de la (extinta) Procuraduría General de la República, que no presentó todos los señalamientos contra estas personas detenidas y las consecuencias están ahí. Pero también denota que el nuevo fiscal general (Alejandro Gertz) ha descuidado todo esto. Él debió estar atento”, afirmó don Emiliano.
Subrayó que el presidente López Obrador “debe estar pendiente de todo el proceso de Ayotzinapa, para impedir que sean liberados más implicados en los crímenes. Lo que están demostrando es que no hay seriedad en las instituciones”. (Con información de La Jornada)