Guardia Nacional y Ejército impiden apertura  de puestos en el mercado de Chilpancingo

Guardia Nacional y Ejército impiden apertura  de puestos en el mercado de Chilpancingo


Marcial Campuzano 
Chilpancingo, Gro.
Con el apoyo de elementos de la Guardia Nacional y de la Policía Preventiva del estado y municipal, funcionarios federales y estatales impidieron esta mañana la reapertura de más de 200 locales comerciales de la nave 1 de ropa y calzado del mercado central “Baltazar R.Leyva Mancilla” por ser considerados negocios no esenciales, y porque la capital del estado se ubica en semáforo rojo de alerta máxima por el acelerado contagio de coronavirus covid-19. 
La presencia policiaca de los 3 órdenes de gobierno obedeció a que comerciantes de esa zona del principal centro de abastos de Chilpancingo, pretendieron abrir sus locales bajo el argumento de que requieren trabajar para generar ingresos económicos. 
El secretario de Salud Municipal, abraham Jiménez Montiel, pidió comprensión a los comerciantes y los exhorto a que se sumen a las medidas sanitarias dictadas por la secretaría de salud Federal, para que el coronavirus no se convierta en un grave problema de salud pública en la capital del estado. 
Aclaró que el cierre de establecimientos comerciales no esenciales es una medida que dictó el Gobierno Federal qué debe ser acatada por la autoridad municipal para no incurrir en omisiones ni mucho menos en responsabilidades. 
Con el cierre de negocios no prioritarios para la población lo que se quiere es evitar que el principal mercado de Chilpancingo se convierta en un gran foco de contagios que al paso del tiempo colapsen los servicios de salud que el Hospital General ofrece a los enfermos de coronavirus. 
Jiménez Montiel dijo a los comerciantes inconformes que no puede el ayuntamiento cerrar todo el mercado, como lo exigieron para que la medida sea pareja, porque hay zonas dedicadas a la venta de alimentos que son esenciales para la población, a cuyos dueños se les pidió que apliquen medidas sanitarias como son el uso de cubrebocas y gel antibacterial, y que incluso no vendan mercancías a los consumidores que no vayan protegidos. 
Pidió a los comerciantes inconformes sumarse a las disposiciones sanitarias, con la posibilidad de que los negocios sean reabiertos a partir del 15 de junio, pero que ello dependerá del cambio de color de semáforo que actualmente es rojo de máxima alerta. 
El funcionario municipal advirtió que corresponderá a la Comisión Federal para la Protección de Riesgos Sanitarios (Cofepris), aplicar las sanciones aquellos comerciantes que de manera indebida abran negocios no esenciales. 
En el operativo efectuado la mañana de este lunes, los funcionarios recorrieron calles aledañas al mercado central, para verificar que comerciantes y consumidores estén protegidos con cubrebocas para evitar contagios, incluso hubo entrega también de cubrebocas y la aplicación de gel antibacterial entre la gente. 
Jiménez Montiel aclaró que no hay ninguna intención mezquina del gobierno municipal de Chilpancingo para afectar a los comerciantes. Las medidas sanitarias que se aplican son para proteger la vida humana, sin dejar de aceptar que la pandemia sigue afectando los intereses económicos del agente.